viernes, 19 de julio de 2013

Luz de aquella vela nocturna.

 

-Arcänaëndel-

 

La sinfonía resuena
en mi mente,
aquellos violines
complementan
con la cálida
luz de una vela
encendida
en mi fría habitación,
tan fría como
la pálida luna de invierno,
tan oscura
que nadie se atreve a entrar,
luego de unos segundos
comienzo a mirarla...
cuanta paz en su brillo,
cuanta calma en su color...
Tanta intensidad en un solo destello,
cada noche se transforma
si la cálida vela
esta acompañándome...
Mi corazón disfruta
aquella compañía tan solitaria,
tan perfecta
para mi noche
en donde no hay olvido,
no hay dolor
ni tristeza,
solo conversación entre tu alma
y mi persona...
Aquel violín resuena en mi mente,
cada vez que miro aquella luz
logra una armonía
tan magistral
como un sueño celestial,
forma notas tan perfectas
como una sirena
sentada en una roca,
cantando...
Luz de mi alma,
llenas mi vida de destello,
llenas esta fría habitación
de calor y entrega...

No hay comentarios:

Publicar un comentario